NAKO

Fue encontrado vagando por un pueblo de Sevilla junto con su hermano que fue adoptado por la persona que los rescató, ahora le toca a él encontrar una familia.

Es un macho de 10 meses y tamaño mediano. Un perro muy tranquilo, acostumbrado a estar en casa y hace sus necesidades en la calle. Le encanta estar con otros perros o con niños, y jugar con ellos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *