DRAKO

American Stanford macho , diez meses. Fuerza y potencia unida a nobleza y amabilidad.

Ha vivido siempre en un hogar dónde lo querían junto a otro perro compañero de juegos.

Pero las circunstancias han hecho que la familia de Drako tuviera que pedirnos ayuda para que le buscásemos nuevo hogar. Drako se entregará esterilizado.

Su pequeño amigo ha tenido más suerte que él y ya está adoptado. Él sigue esperando. Está desorientado, no sabe que pasa, todo lo que conocía ya no está.

Le encanta correr por el parque y dar largos paseos. Ayúdale a empezar una nueva vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *